Lo que actualmente esta pasando en la República Bolivariana de Venezuela es parte del nuevo Plan Cóndor orquestado por el Gobierno de Estados Unidos, con el cual se busca una vez más, la intervención y dominación de América Latina.

 

Cómo latinoamericanos no debemos olvidar los distintos derrocamientos y golpes de estado a lo largo de la historia de nuestro continente, Allende en Chile, Perón en Argentina, Árbenz en Guatemala, recientemente y bajo la administración Obama el golpe de estado a Manuel Zelaya en Honduras, el Impeachment a todas luces fraudulento a Dilma Rousseff en Brasil.

No hay misterio sobre lo que ocurre en Venezuela, la derecha oligarca “opositora” patrocinados por el Gobierno de Estados Unidos, quiere derrocar al Presidente Nicolás Maduro, esto debido a que están perdiendo privilegios, ahora pagan más impuestos y sus malos negocios ya no pueden permanecer impunes, por su parte Estados Unidos busca los recursos del país principalmente el petróleo aunque no sólo eso, en un principio se creía que era petróleo lo que buscaban, pero este ya fue entregado sin ninguna resistencia por el Presidente de México Enrique Peña Nieto, lo que buscan es destruir el proyecto chavista como símbolo de “comunismo” en la región, por su parte la derecha fascista quiere lograr con balas lo que no ha podido lograr con votos.

Que no nos engañen con eso de que hay una dictadura y represión estatal, son patrañas inventadas por los medios de descomunicación al servicio de la derecha internacional y USA con complicidad de la OEA y su lamebotas Secretario General Luis Almagro.

En los últimos 15 años han habido 21 elecciones en Venezuela, de las cuales 19 han sido ganadas por el proyecto revolucionario chavista que ha sido democráticamente electo por el pueblo.

“Tomando en cuenta las 92 elecciones que hemos monitoreado, yo diría que el proceso electoral en Venezuela es el mejor en el mundo”

Estas palabras no las pronunció Hugo Chávez, ni Nicolás Maduro, ni ningún organismo chavista; esto lo dice el ex presidente de los EEUU Jimmy Carter.

La represión de la que hablan son las imágenes televisadas a las cuales recurren los medios de derecha con el pretexto para una intervención yankee, actualmente es un grupo de mercenarios fascistas pagados por la oligarquía y armados por USA los que están asesinando e incendiando el país, la GNB o Guardia Nacional Bolivariana han sido los verdaderos héroes que permanecen fieles al proyecto de Hugo Chávez y defienden su patria, no los guarimberos terroristas como lo retrata la prensa internacional, es la guerra de la oligarquía contra el pueblo que es la mayoría en Venezuela, esto ha sido distorsionado y magnificado por medios como CNN, El País en España, El Mundo, BBC hasta medios nacionales como El Periódico y Prensa Libre, se han encargado de mentir y lavar los cerebros de la gente, quien sin dudar un segundo se lo han creído todo, pregúntele a cualquier vecino sobre la situación en Venezuela y le dirán que allí están muy mal, que la gente come basura, que no hay comida, comentan sin ni siquiera conocer la triste realidad en Guatemala.

Desde que el chavismo asumió el poder por la vía democrática en Venezuela, con un proyecto socialista de distribución de la riqueza y ayuda a los más necesitados, han logrado reducir la pobreza en un 23% desde el 2011 según CEPAL, hay inversión en proyectos de vivienda gratuitos (algo que ni soñamos en Guatemala) con más de 1 millón de casas entregadas con el proyecto Gran Misión Vivienda, también se han repartido electrodomésticos gratis que han sido canjeados con China por petróleo, transporte digno (de los cuales más de 50 buses nuevos fueron quemados por los fascistas) afectando directamente al ciudadano de a pie, al pueblo, remodelación del Metro de Caracas (tampoco soñamos con un metro), en los barrios pobres se han traído también desde China modernos estudios de Música y Arte para los chamos en riesgo, canchas deportivas, escuelas, en Venezuela hay más de 15 Universidades públicas mientras en Guatemala tenemos una solamente, hospitales equipados.

Este es el proyecto revolucionario que inició el Comandante Hugo Rafael Chávez Frías y que continúa el Presidente Maduro, esto es lo que tanto le duele a la derecha oligarca, no les gusta compartir, lo quieren todo para ellos (aló CACIF), ellos son los causantes de la escasez de alimentos, los empresarios esconden la comida, piden a compañias como P&G (Procter & Gamble) que aumenten los precios hasta un 200%, cómo ellos son los dueños del poder económico (Guerra Económica), producen inflación hasta devaluar la moneda, la oligarquía cómo Lilian Tintori, Capriles, Guevara son los causantes de la terrible situación en Venezuela que hasta el día de hoy continúa y se ha convertido en fascismo que asesina, quema jóvenes que parecen chavistas, queman bienes públicos que tanto le han costado al estado, hace dos días fue asesinado y esto no lo vio en CNN, el juez que ratificó la condena a Leopoldo López.

Por estas razones debemos defender la revolución socialista y al pueblo de Venezuela, en este momento crítico se necesita solidaridad, ¡Basta Ya! de lameculos del imperio que desconocen la situación y chillan por una intervención gringa.  Lo que los enemigos no saben, es que el proyecto socialista de Chávez y Maduro es muy fuerte, es un pueblo comprometido con la revolución, un pueblo culto, educado, al cual no se le puede engañar fácilmente con espejitos y oro, lo que estamos viviendo actualmente es el contraataque de la derecha fascista en América Latina, Macri en Argentina ha echado al suelo todos los logros de la gestión de Cristina Fernández, el corrupto de Temer en Brasil, Peña Nieto en México, que ya cedió el petróleo de su país por unas monedas mientras miles de mexicanos mueren y los medios de comunicación derechistas y la OEA callan cobardemente.

Que no nos engañen, es hora de abrir los ojos,  ya lo dijo el gran Malcolm X:

“Si no estas prevenido ante los Medios de Comunicación, te harán amar al opresor y odiar al oprimido”